Viernes, 24 Septiembre 2021

Portada.info – Periódico digital de Villena y Comarca

La industria festera pide que se aplacen las fiestas, que no se anulen

La industria festera pide que se aplacen las fiestas, que no se anulen

La industria festera pide que se aplacen las fiestas, que no se anulen
08 abril
2020
Compartir

Son muchos los sectores económicos que lo están pasando francamente mal en este periodo en el que el COVID 19 no sólo nos está privando de la salud sino también de la bonanza económica, de la diversión, de la cultura o de salir a dar un paseo. Si ahora todos los esfuerzos están encaminados a salvar a la población de la pandemia, hay pequeños empresarios que están muy preocupados de su futuro inmediato y de cómo empresas familiares levantadas con ahínco y mantenidas con mucho esfuerzo se puede ir a pique.

Uno de los sectores más devastados y de los más perjudicados es el de la industria de los Moros y Cristianos que tiene un peso específico en nuestra ciudad. Por ello, publicamos de forma integra el comunicado que se lanzó y que han suscrito y publicado en redes sociales las empresas de Villena  Abbassies y La Embajada, una de la punteras en Villena en esta industria.

Estimados amig@s fester@s de las FIESTAS DE MOROS Y CRISTIANOS.

Debido a la crisis sanitaria muchas de nuestras fiestas están siendo aplazadas o anuladas.
Ante la incertidumbre existente, muchas organizaciones están precipitándose dando lugar a decisiones que ocasionarán grandes pérdidas económicas en las empresas del sector (muchas empresas van a tener que cerrar).
Somos un sector olvidado por nuestro gobierno, un sector que necesita de vuestro apoyo para poder continuar.
Además, estas prácticas espontáneas y poco meditadas no están siendo consensuadas con los festero@s. Por lo que muchas de las fiestas que en su día se anularon están reubicándolas en el tiempo o incluso aplazándolas sin fecha.
Entendemos que se deberían seguir las siguientes pautas organizativas para no estrangular el sector:
1. Nunca anular las fiestas.
2. Intentar siempre aplazar las fiestas.
3. Consensuar las fechas con las empresas del sector, que son las que más datos tienen.
4. En caso de no tener claro las fechas (debido a la incertidumbre existente), aplazar sin fechas.
5. Para las poblaciones en las que los cargos se puedan ver perjudicados, se recomienda realizar las fiestas sin capitanías, embajadas, alferecías… En este caso se celebrarían las fiestas con aplazamiento solamente de los cargos.
6. Cuando exista dificultad de aplazar fiestas completas, realizar aplazamiento de los actos más representativos (nunca anular los desfiles de Moros y Cristianos).
Muchas de las poblaciones que en un principio anularon las fechas, ahora están reconsiderando su decisión y realizando un aplazamiento de las mismas.

Artículos relacionados

Escribe un comentario