Jueves, 27 Enero 2022

Portada.info – Periódico digital de Villena y Comarca

Colectividad o barbarie

Colectividad o barbarie

Colectividad o barbarie
22 enero
2021
Compartir

Alba Laserna

Oficialmente, con la actualización de datos COVID-19 a fecha 12 de enero de 2021, encontramos que la incidencia de la pandemia en nuestra ciudad ha aumentado a 392 casos positivos y 21 fallecimientos en los últimos 14 días.
1.154 casos por cada 100.000 habitantes.
Los peores datos hasta hoy.

En esta realidad compleja y triste, insisto en buscar la solidaridad, la convivencia, lo común y la colectividad como principio obligatorio de nuestra existencia actual. Para poder sobrevivir.
Con el fin de entendernos interdependientes.

La colectividad es un principio político y las leyes sanitarias son una herramienta de la democracia actual para preservar la salud pública, definidas así para promocionar la práctica del bien común, de la responsabilidad individual que termina por ser colectiva.

A la ciudadanía nos han hecho dos peticiones para que implementemos en nuestra rutina diaria: las medidas de seguridad (uso de mascarilla, lavado de manos y distancia interpersonal) y, también, que evitemos los encuentros sociales y familiares al máximo.

En este marco de pandemia global, esta petición colectiva se esperaba extensiva. Que pasáramos del individualismo a la cooperación social. Que aprendiéramos a distinguir la colectividad de lo propio. Que pudiéramos dejar de mirarnos el ombligo. Que llegáramos a comprender que prevalece la obligación hacia l@s demás por encima del derecho como sujeto individual de hacer lo que nos apetece cuando nos apetece y sin pensar en las consecuencias. Porque estaban en juego muchas cosas: evitar el colapso hospitalario, el de las UCIs, el de la atención primaria. También, el cierre del bar del vecin@, la reducción del aforo del comercio de nuestro barrio o la consecuente perdida de empleo de cualquier ciudadan@ de Villena. Pensar en la colectividad debe implicar pensarnos como un “nosotr@s”.

Sí, nuestro papel como institución, como servicio público nos plantea situarnos desde la coordinación, la transparencia en la toma de decisiones y la comunicación pedagógica de las mismas. No obstante, es necesario el planteamiento de la colectividad, que el espíritu comunitario se ejercite, la ayuda mutua o la solidaridad vecinal, son elementos esenciales que deben alentarnos a actuar de manera responsable, cívica y autogestionando actos y actitudes seguras para la ciudadanía. Tenemos como encargo o tarea habitar a través de formas de vida que aspiren al cuidado de nuestro patrimonio común: salvar nuestra salud en todas sus vertientes.

Artículos relacionados

2 Comentarios

  1. CARLOS HERNANDEZ
    CARLOS HERNANDEZ enero 22, 20:17

    Como responsable municipal de Sanidad (si realmente lo es),la autora del artículo debería bajarse del púlpito e irse a su casa. Vamos, si tiene vergüenza, porque apelar al insecticida cuando has traído la plaga…

    Contestar a este comentario
  2. Juan Alberto
    Juan Alberto enero 26, 14:54

    Del púlpito de la ignorancia es del que deberías bajar tú. Vergüenza ajena tu comentario y en mayor medida, tu pensamiento.

    Contestar a este comentario

Escribe un comentario