Viernes, 25 Septiembre 2020

Portada.info – Periódico digital de Villena y Comarca

Santi Hernández, pregonero de las Fiestas del Medievo: «Me gustaría vivir en el Rabal»

Santi Hernández, pregonero de las Fiestas del Medievo: «Me gustaría vivir en el Rabal»

Santi Hernández, pregonero de las Fiestas del Medievo: «Me gustaría vivir en el Rabal»
04 marzo
2020
Compartir

Santiago Hernández, más conocido desde hace más de una década como Santi «Villena Cuéntame» por el blog que puso en marcha y donde da a conocer la historia más reciente de Villena a través de fotografías, que poco a poco va recopilando y que ven la luz en su espacio en el red, será pregonero de las Fiestas del Medievo. Santi conoce de primera mano los actos de estas celebraciones que cada mes de marzo devuelven al Rabal a su época más esplendorosa. Con su cámara se ha encargado de inmortalizar durante más de diez años gran parte de sus actos. Hernández reconoce que es hombre de pocas palabras aunque, este año, la voz al inicio de las fiestas la pone él. El pregón será el viernes 6 de marzo, tras la entrada de los Reyes Católicos, en las inmediaciones de la Plaza de Biar.

P. ¿Cómo conoces la noticia de que eres el elegido para pregonar las Fiestas del Medievo?

R. Engañado. El presidente de la Asociación de Vecinos del Rabal me insistió de quedar un día porque tenía que comentarme algunas ideas y le dije que sí. Yo estoy muy en contacto con ellos. Nos vimos, él venía con José Luis Amorós y al entrar a la reunión les plantee: ¿De qué va esto?. Y su respuesta fue: Eres el pregonero. Así de sopetón. Me pilló de susto aunque se agradece, No soy de hablar sino de estar tras un objetivo. No puedo decir que no, pero me ha costado asimilarlo.

P. Tu vinculación con las Fiestas del Medievo es larga….

R. Aunque yo empecé a hacer fotos con el Mercado Medieval, sobretodo he estado muy vinculado en la segunda etapa, con las Fiestas del Medievo. Hace unos diez años y poco después de iniciar el concurso fotográfico de los Moros y Cristianos, me llamó Pepe Cabanes y me propuso hacer otro para este evento. Era algo que ya se me había pasado por la cabeza. Allí nació la amistad y la vinculación con la asociación de vecinos. Me hice socio del Rabal y como hago todos los eventos sociales, también llevo el archivo de ellos.

P. El concurso crece cada año….

R. Es muy fuerte, sobretodo el video. Esta categoría es más potente que en Moros y Cristianos. Es un fin de semana y son varios los equipo de 7 u 8 personas que vienen a grabar.

P. ¿Cuántas fotos de las Fiestas del Medievo has hecho?

R. Miles. Dos o tres mil por edición y si son 10 ediciones, unas 30.000. Guardadas, alrededor de 3.000 no te lo puedo asegurar.

P. El Rabal a la hora de hacer fotografías ¿tiene una plástica singular?

R. Sí. Siempre hay fotos diferentes. Son muchas calles, rincones, actos distintos y las fotografías con el castillo son espectaculares. Las personas que se visten y te las encuentras paseando crean imágenes muy bonitas.

P. ¿Ya has escrito el pregón?

R. Este año se adelantó mucho el anuncio del pregonero y tomé la decisión de no pensar en ello hasta después de Navidad. Lo llevaba en la cabeza dándole vueltas y a principios de enero me senté a escribirlo. Ante el papel en blanco, no sabe uno por dónde empezar pero poco a poco va cogiendo forma.

P. Aunque guardes en secreto el pregón ¿Nos desvelas algo de él?

R. Empiezo diciendo que soy de pocas palabras. Puedo adelantar que le voy a dar alguna idea a la corporación para que favorezca a las Fiestas del Medievo. No puedo decir más.

P. ¿Va a ser más reivindicativo que emotivo?

R. Bueno, es emocionante y tendrá alguna gota de reivindicación.

P. ¿La vinculación con el Rabal se centra en tus experiencias con las Fiestas del Medievo?

R. Mi madre nació en la calle Nueva. Allí vivían mis abuelos maternos y mi infancia y mi pubertad la he pasado en esta zona.

P. ¿Ha cambiado el barrio desde entonces?

R. En la actualidad se puede caminar por el Rabal. No hay que tener ningún miedo.

 

P. El barrio ha cambiado pero las Fiestas del Medievo también…

R. Se han hecho muy grandes. La prueba está en las tortas que venden la Asociación de José. No sé cuantas fríen pero la ermita vive gracias a este dulce.

P, ¿Hay algún acto dentro del programa que te llame la atención?

R. Cada rincón tiene algo especial. Me gusta mucho ver a Victor el mago o también recomendaría La Lechuguina. Creo que este acto con el tiempo sin llegar a ser la Tomatina de Buñol podría ser importante. El paseo nupcial, aunque depende mucho de la pareja, es también algo muy especial. Entre invitados y participantes se reúne en un pasacalle más de 500 personas. Hay tanta variedad que cada año se ven cosas nuevas y todas ellas son muy especiales. Los conciertos se han convertido en una verbena.

P. ¿Con la directiva de la asociación de vecino te has integrado como uno más?

R. No estoy en la directiva pero como si lo estuviera. Incluso voy a alguna reunión. Son una piña que espero que dure porque organizar las Fiestas del Medievo es agotador. Se está incorporando gente nueva, muy poco a poco. Esto es lo que da luz para decir que va a ver continuidad. El presidente, aunque él no lo reconozca, lidera el grupo muy bien, vende las Fiestas del Medievo como nadie.

P. El Rabal está cuidando mucho de sus tradiciones…

R. Mantienen las habas y los caracoles en verano, la hoguera de San José con más de 400 años. Al mismo tiempo, está incorporando nuevas actividades como la cena que se hace en la explanada del castillo. Es una tradición ya, son muchos los villeneros que esperan ese día al igual que los monólogos. Un evento que ya no es solo nacional porque ha atraído a monologuistas cubanos. El Rabal todo los que toca como el Rabalfest lo engrandece, la directiva lo hace con gusto y con mucho esfuerzo.

Artículos relacionados

Escribe un comentario